Política

Lleva Mariana crisis de agua a San Lázaro

Daisy Verónica Herrera Medrano
Reportera

Por segunda ocasión la crisis de agua que padece Ciudad Victoria fue expuesta en la máxima tribuna legislativa del país y a petición de la victorense Mariana Rodríguez Mier y Terán, desde San Lázaro se emitieron nuevos exhortos a esta entidad y al Gobierno Municipal para atajar la falta de agua y prevenir un plan emergente para la época de estiaje.

Los exhortos avalados por la Cámara de Diputados son para el Gobierno del Estado de Tamaulipas, así como el Gobierno de Ciudad Victoria a fin de que implementen acciones inmediatas encaminadas a garantizar el derecho de acceso al agua potable a los habitantes de Ciudad Victoria y sus sectores productivos y económicos.

También se les exhortó a que presenten un plan para prevenir el desabasto de agua durante la próxima temporada de sequía y estiaje en Ciudad Victoria.

La Diputada Mariana Rodríguez Mier y Terán, expuso que año con año, los habitantes de Ciudad Victoria sufren por la escasez de agua, la cual se agudiza en las épocas de calor, afectando el desarrollo de las actividades cotidianas de las familias Victorenses, las actividades agrícolas y diversas actividades productivas y económicas.

Dijo que resulta lamentable que los cortes de agua y el desabasto en las colonias se vuelva cada vez más recurrente, como ocurrió la semana del 8 al 12 de febrero del presente año cuando el desabasto de agua afecto al 70% de los habitantes de Ciudad Victoria.

“La falta del vital líquido se vuelve más grave durante la contingencia sanitaria provocada por el virus COVID- 19, toda vez que, entre otras medidas, deben fortalecerse los hábitos de higiene personal y en los espacios públicos”, señaló.

Reveló además que los cortes en el suministro de agua, no sólo han generado impactos negativos a negocios y empresas, sino además, daños a la economía del municipio y la preocupación e inquietud entre los habitantes de la demarcación.

Acusó la ineficiencia de las autoridades municipales han fomentado abusos y pagos indebidos, ya que particulares han aprovechado la coyuntura para cobrar hasta mil 500 pesos a familias de bajos recursos por una pipa de agua.

Señaló además que de no atenderse de manera oportuna y correcta este contexto, aunado a las altas temperaturas, se favorecerá la proliferación de enfermedades, principalmente, gastrointestinales y la aparición de cuadros de deshidratación y golpes de calor, es decir, la salud de la población está en inminente riesgo.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button