Columnas

LETRAS PROHIBIDAS

PAN Vs PAN: la guerra que viene…

 

Clemente Zapata M.

En breve, el control por el Comité Directivo Estatal del Partido Acción Nacional (PAN), podría desatar un canibalismo nunca antes visto en las parcelas azules tamaulipecas.

Hay que partir de lo siguiente para sustentar lo anterior: Nunca como ahora, Tamaulipas tendrá un Gobernador constitucional a partir de octubre y un ex gobernador que no está dispuesto a acatar las reglas no escritas de retirarse a vivir el “auto exilio” o el “ostracismo político” tradicional.

Y también, nunca como ahora, quien será el ex gobernador tendrá lo que ninguno de sus antecesores tuvo: el control del Poder Legislativo, la Auditoría Superior del Estado y la Fiscalía General de Justicia del Estado de Tamaulipas; lo que dará un sabor muy distinto a la política tamaulipeca.

Agrade o no, se acepte o no, a FRANCISCO GARCÍA CABEZA DE VACA le queda poquito menos de tres meses en el poder constitucional, lo que no necesariamente significa que se le terminará el poder tipo ultimátum.

Independientemente de dónde llegue la impugnación presentada por CÉSAR TRUKO VERÁSTEGUI o que el Gobierno de la transformación llegue a Tamaulipas en octubre, lo cierto es que el órgano político azul está a punto de entrar en un “canibalismo” de pronóstico reservado.

En caso de entrar a una guerra entre hermanos, el PAN se enfrentará a dos posibles resultados: (1) que el canibalismo sea atroz al grado de que fracture de muerte al partido y lo reduzca o (2) Que logren ponerse de acuerdo todos los “jefes de grupos” para que el nada despreciable capital político que representan los casi 600 mil votos que tienen, no se desperdicie, como le pasó al PRI en el 2016 … Punto y aparte…

En el 2016, cuando GARCÍA CABEZA DE VACA llegó al poder, no tuvo un contrapeso real ya que contó con un Poder Legislativo azul y un PRI moralmente derrumbado y financieramente quebrado que, además, ya presentaba fisuras y fugas que se fueron agudizando con el correr del tiempo, causando un éxodo masivo hacia Morena.

Cuando en el 2021, los integrantes del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) daban “por muerto” al Gobernador GARCÍA CABEZA DE VACA, por los resultados de junio de ese año y la persecución política que hizo la Cuarta Transformación a través de SANTIAGO NIETO y su UIF, lejos de “morir, se levantó y caminó”; para este 2022 sucedió lo mismo, pero está como “Lázaro”, pues sigue vivo y andando.

Cuando los morenos despertaron, después de la “embriaguez” y posterior “cruda de triunfo” del cinco de junio pasado, se dieron cuenta —muy tarde— que el entramado legislativo permitirá mantenerse vigente y en el “poder” a quien constitucionalmente debe dejar la Gubernatura, el último día de septiembre del actual.

Con las iniciativas que la bancada del PAN en el Congreso local consiguió, no sólo blinda a GARCÍA CABEZA DE VACA, sino que por “default” le permite mantener su poder dentro de Acción Nacional; que lo convertiría en un interlocutor de peso para el futuro Gobierno de la transformación: ese es en sí el más grave error que Morena cometió en el Poder Legislativo en 2021 y 2022.

Con el marco legislativo actual, difícilmente se podría cumplir esa advertencia del alcalde de Ciudad Victoria, LALO GATTÁS BÁEZ cuando dijo: “los carniceros de hoy serán las reses del mañana”.

Por esa razón, el ex titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), SANTIAGO NIETO CASTILLO, ha puesto sus neuronas a trabajar a mil por hora para intentar revertir lo conseguido por el gobernador, GARCÍA CABEZA DE VACA, en el Poder Legislativo.

Ahora bien, todo lo anterior sirve de preámbulo para entender que, aunque el PAN no tendrá una línea real de peso, al no tener un Gobernador emanado de sus siglas, sí tendrá un poder emanado de FRANCISCO GARCÍA CABEZA DE VACA y es aquí donde se pone interesante la situación.

De entrada, el Grupo Reynosa demostró que no tiene la fuerza que tanto pregonaron y presumieron, al perder en dos elecciones al hilo en esa plaza fronteriza: En el 2021 perdieron las siete posiciones que se peleaban y en este 2022 perdieron la única posición que se disputaba.

En palabras más claras, el senador ISMAEL GARCÍA CABEZA DE VACA, como líder visible de dicho grupo, así como el diputado federal con licencia y secretario general de Gobierno, GERARDO PEÑA FLORES, no las traen todas consigo al interior del partido.

El Grupo Tampico, es un grupo con potencial de crecimiento en la figura del alcalde JESÚS NADER NASRALLAH, pero que su radio de acción no ha podido pasar del sur de la entidad, es decir sus tentáculos no llegan ni al centro ni a la frontera, algo que no se entiende.

Por otro lado, el grupo de CÉSAR TRUKO VERÁSTEGUI, es, hasta el momento y con la reciente elección y presente impugnación, la figura visible que en la teoría detenta un capital político de poco más de medio millón de votos, descontando la aportación del PRI y del PRD en las pasadas elecciones, que podría tomar el control del PAN estatal, pero sin un Gobernador “encima de él”.

Si menciono que en la “teoría”, es porque en la práctica TRUKO VERÁSTEGUI también recibió aportaciones de los grupos Reynosa, Tampico y otros, que lo obligarán a sentarse en la mesa de las negociaciones para fincar acuerdos y evitar convulsiones innecesarias…

Aunque el Grupo Reynosa tendrá el poder para ser un contrapeso real del futuro Gobierno de la transformación, al final de cuentas requiere del respaldo de un partido, como Acción Nacional, para reforzar su fortaleza, aunque al interior del partido no detenta la fuerza que necesita.

Aún con la derrota, CÉSAR TRUKO VERÁSTEGUI es quien realmente cuenta con las simpatías reales al interior no sólo del PAN, sino de los otros partidos que conformaron la alianza “Va por Tamaulipas”.

De manera que FRANCISCO e ISMAEL GARCÍA CABEZA DE VACA y JESÚS NADER, tendrán que edificar acuerdos sustanciales con CÉSAR TRUKO VERÁSTEGUI para evitar un “canibalismo” que pudiera generar fracturas irreparables de cara al 2024.

No hay que perder de vista que el Gobierno de la transformación bien podría empezar también a realizar un desmantelamiento del PAN, desde Palacio de Gobierno, de cara al 2024 y de forma paralela edificar un Morena nunca antes visto; que también le daría “más sabor al caldo” y nutriría los análisis de los columnistas y las mesas de Redacción.

La realidad es simple: si CÉSAR TRUKO VERÁSTEGUIGARCÍA CABEZA DE VACA y JESÚS NÁDER no llegan unidos y con un reparto equilibrado de futuras candidaturas de cara al 2024, el PAN entraría a un retroceso similar al que vivió el PRI a partir del 2016 en la entidad y con ello decenas de carreras políticas se sepultarían…

Regidurías, alcaldías, diputaciones locales, federales, senadurías y la silla mayor, es decir la Presidencia de la República, estará en juego en el 2024 y una fisura en estos momentos en el PAN, por falta de acuerdos sería un “suicidio político” o, peor aún, una sentencia de muerte…

Aunque la Marca Morena llegaría a Tamaulipas pisando muy fuerte, en el 2024 se prevé un nuevo escenario de competencia y, en contraparte, el PAN, no competirá manco, ni cojo, ni ciego, ni sordo; a menos que desde hoy no se pongan de acuerdo sus líderes… Pendientes…

GRACIAS… Nos leemos hasta mañana

Comentarios a: letrasprohibidas2011@hotmail.com

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

También puede ver
Close
Back to top button